Como hacer una fondue de queso


Sorprender a sus amigos con este clásico plato, es sencillo. Primero debera rallar los quesos y luego mezclarlos en la caquelón que presidirá en la mesa. Después proveerse de generosas vituallas para que cada comensal las pinche, las pase por el queso y … ¡Glup!

 

 

Este es un plato fuera de serie. A cursar invitaciones que hoy tenemos Fondue de Queso.

Ingredientes

  • 1 diente de ajo
  • 800 g queso gruyer
  • 600 g queso talhuet
  • 200 g queso roquefort
  • 2 tazas de tamaño te de vino blanco
  • 200 centímetros cúbicos de kirsch
  • una cucharada de fécula de maiz

Varios

  • pan con corteza, cortado en cubos.
  • jamón cocido, en dados.
  • blanco de apio cortado en trocitos
  • pollo cocido, deshuesado y cortado en bocados

Preparación

  • Pele el diente de ajo, pínchelo en un tenedor y frote la caquelón.
  • Pele el queso gruyer y rállelo con la parte gruesa del rallador. Haga lo mismo con el queso talhuet. Reserve.
  • Ralle igualmente el queso roquefort. Busque un bol amplio y mezcle allí los tres quesos que ralló.
  • Vierta en la caquelón el vino blanco seco. Luego apóyela sobre el calentador y caliéntela.
  • Cuando en la superficie del vino vea burbujitas, eche una pequeña porción de quesos y revuelva con la cuchara de madera en forma de 8.
  • Siga incorporando los quesos, de a poquito por vez, mientras sigue revolviendo siempre en forma de 8, hasta que se fundan.
  • Agregue a la caquelón el kirsch y siga revolviendo con la cuchara de madera siempre en forma de 8, hasta que el queso esté bien disperso.
  • Disuelva la fécula de maiz en un pocillo de vino.
  • Agregue la fécula y continúe revolviendo de la misma manera, hasta que todo este ligado y se forme una crema lisa (le llevará entre 20 y 30 minutos en total).

Modo de servirla

  • Una vez obtenida la crema de queso, baje la llama del calentador al mínimo y revuelva la fondue ocasionalmente, para que no se pegue en el fondo.
  • Corte los daditos de pan, cubos de jamón, trozos de apio y de pollo cocido… y todos aquellos ingredientes que su imaginación le proponga.
  • Distribuya alrededor de la caquelón las fuentecitas con los ingredientes que preparó. Vigile que cada comensal tenga un pinche para untar las vituallas en la fondue y  sobre la mesa haya suficiente pan, servilletas… ¡y vasos de vino!
Recetas express:

Enviar Comentario